lunes, 15 de septiembre de 2008

Conversación con Ramón Gutiérrez (2nda parte)

Planificación urbana y mercado

Hoy las autoridades políticas tienen una duración muy breve, quieren resultados inmediatos, quieren resultados espectaculares que se puedan colocar en los medios de comunicación de una manera efectiva para su propia campaña política. Esto implica una maduración de la sociedad, entender que es diferente “políticas de partido” con políticas de Estado. Que las Políticas de Estado implican para ciudades y países la necesidad de ir concatenando aquello que van haciendo los anteriores, con lo que uno va dejando para que continúen y no esta actitud de negación de lo que hizo el anterior y “esto empieza conmigo”, que es la actitud que toman habitualmente nuestros políticos.

En la globalidad del neoliberalismo parecería que la Planificación es una mala palabra.
Tenemos unos índices de crecimiento de PBI espectaculares pero la población no lo percibe. Podemos actuar sobre ciertas cosas en las áreas centrales y creemos que estamos haciendo obra pública pero no resuelven los problemas de fondo. Hay todo un proceso de maduración cívica como también debe haber un proceso de maduración de la propia comunidad para participar concientemente y activamente.

Vengo de charlar bastante con la gente del Cuzco, de decirles que, si no existen recursos económicos para rescatar todo el patrimonio, entonces es necesario que participe la comunidad con tareas de rescate y además de mantenimiento. Lo que no puede hacerse es pensar que vamos a restaurar a 10 años porque no hay medios para hacerlo. Lo que ha sucedido es que la comunidad hizo hace 300 años una iglesia y la mantuvo este tiempo con trabajos de faena, con minga, y ahora venimos a decir: “esto es monumento, ustedes no pueden tocar nada”…. es absolutamente erróneo. Entonces la comunidad es la que tiene que asumir y hoy se esta haciendo esto. Es decir, esta cosa de conjunción entre el profesional y la comunidad es absolutamente esencial. Entonces empecemos desde abajo, yo sé que esta tarea es muy fastidiosa, pero es el camino.

.